SI HAS DECIDIDO PASAR LAS FIESTAS SOLO...

Puedes Transformarlo en un experiencia buena para ti. 

El secreto estará en la planificación de ese día.

No te vayas a los pensamientos extremistas:no se tratará ni del mejor ni del peor día de tu vida.

Los medios de comunicación y el discurso popular sobre lo que son las  fiestas distan mucho de lo que en realidad ocurre, y eso lo sabéis bien, aunque a veces se nos olvida y nos exigimos “pasar un día feliz”.

 Tampoco serás ni el primero ni el último ni el único que así lo pase. Simplemente intenta imaginarte “como te gustaría que fuera”. Si quieres que sea experiencia de encuentro contigo mismo, que sea un encuentro positivo. Planifica una serie de actividades que te lleven a ese encuentro: puede ser un libro especial, en  un clima especial (unas velas, un aroma especial en el ambiente), una música especial.

Si de lo que se trata es de no sentirte solo: busca otras formas alternativas de no estar solo. Hay muchas instituciones que agradecerán siempre tu llegada: un centro de acogida, una residencia de tercera edad. Invita tú a alguien.

Si de lo que se trata es de alejarte de un entorno familiar o social que  es conflictivo y se pone especialmente espeso en las fiestas: Pues festeja que has decido cortar con ese entorno, que puedes hacerlo y qué tú puedes ser tu mejor invitado, vistiéndote para la ocasión, y  preparándote una buena comida para la ocasión.

Más allá de cuál sea la situación con la que te sientas identificado, el único compromiso que tenemos para con nosotros mismos será que sea “para nuestro bien y tratándonos como nos gustaría que nos traten”.Que paséis unas Buenas Fiestas.